Sepúlcro de Ses Arenes de Baix

En esta vista frontal de sepulcro ya se puede apreciar el triple paramento y la roca madre sobre el que estaba asentado

Término municipal: Ciutadella. Fincas o caminos cercanos: Camino Caragol. Acceso: El yacimiento se encuentra muy cerca del acceso a una finca privada, generalmente esta abierto pero en alguna ocasión puede no estarlo. Tipo de yacimiento: Sepulcro funerario. Interés: El triple paramento y el portal de acceso al monumento. Proyección: Muy bien conservado y probablemente excavado en su totalidad.

Se trata de un sepulcro de triple paramento en el que, durante una excavación realizada en 2.004, se encontraron los restos desarticulados de un mínimo de cincuenta personas: entre hombres, mujeres y niños.

Los difuntos eran introducidos por un corredor estrecho y depositados en la parte anterior de la cámara, con los pies cerca de la cara interna de la fachada. Una vez esqueletizados, los cráneos eran empujados hacia el fondo de la cámara y los huesos eran apartados para dejar espacio a nuevas inhumaciones.

Durante la excavación no se encontró ningún tipo de ajuar, con la excepción de un brazalete de bronce y unos cincuenta botones de hueso de forma triangular que formarían parte de las ropas de los difuntos.

Las dataciones por carbono 14 permitieron fechar el periodo de uso del sepulcro entre el 1700 y 1300 a.C. Así que debió ser el lugar de enterramiento de alguna comunidad naviforme de la zona.

Vista posterior del sepúlcro

De la estructura de este monumento destacan una parte del ábside excavada en la roca madre y el umbral que presenta un rebaje para encajar algún tipo de cierre. Pero lo más destacado es el grueso muro perimetral de triple paramento. Sus medidas: Diámetro exterior: 7,40-8,00 m., Superficie de la cámara: 5 m2. Longitud del corredor: 1,80 m.

Ses Arenes de Baix se presenta como un monumento único, al contar con un triple recinto murario construido con grandes bloques y lajas de piedra perfectamente trabadas y asentadas sobre calzos de piedra pequeña y mediana.

En esta vista se puede apreciar el rebaje que tenía el acceso al sepúlcro, probablemente para ubicar una puerta

Los espacios entre los muros fueron rellenados con rocas pequeñas, grava y arena procedente seguramente de la formación de dunas de Ses Arenes de Dalt.

Los trabajos de excavación han demostrado también que la cubierta estaba formada por ramas, losas de roca recristalizada y arcilla y que la naveta carecía de una cámara superior, como ocurre, por ejemplo, en el cercano Es Tudons.